domingo, 8 de mayo de 2011

Rodríguez, Alexandra. Koala Volador Rosa

En un pueblo muy lejano, vivía un niño, llamado Mario. Éste vivía con un dinosaurio, en su habitación, mientras el niño dormía, Dino, que así se llamaba, leía la historia universal de los dinosaurios, pero Mario no sabia que en su habitación habitaba este dinosaurio, ya que el solo se movía de noche, porque por el día era como un peluche para el niño.

Um día, Mario se dio cuenta y le pregunto que como había llegado hasta allí. Éste le respondió que:

-Hola me llamo Dino, y he llegado aquí sin querer, yo andaba por el pueblo y mirando al cielo vi. Un koala volador rosa, de manera que decidí seguirlo, pero entre tanto mirar al cielo, no miré donde me metía y terminé aquí y como me sentí muy a gusto decidí quedarme, ya que de todas maneras había perdido de vista al koala.

Mario como se sentía muy solo, le pregunto que si quería ser su amigo, y le dijo que si.

Dino, aunque era muy serio, algún que otro día se iba de fiesta a la disco, un día de esos en los que se fue, volvió a la habitación de Mario y sin querer le vomito encima por su gran borrachera.

Mario le dejo dormir y al día siguiente, cuando se fueron a pasear juntos al parque, vieron al koala volador, pero esta vez le llamaron y éste bajo y les saludo, de manera que entre tanto hablar los tres se hicieron amigos.