miércoles, 23 de marzo de 2011

Reynoso, Douglas. La cucaracha Juan

Juan es un hombre, apuesto, listo y muy rico. Trabaja de mecánico. Un día, mientras Juan trabajaba en su taller, vió un nido de cucarachas, fue a matarlas, pero cuando le quedaba una por matar, esta le dijo:

-¡Te arrepentirás de esto!

Juan se quedó asombrado, muy asombrado, después de que ocurriese esto, Juan no pudo trabajar, tenía la cabeza en otro lado, pensando en lo que le dijo la cucaracha.

Al día siguiente, una de sus sirvientas fue a despertarlo, destapó sus sabanas y vió algo asqueroso, muy asqueroso, el cuerpo de Juan era el mismo, pero su cabeza, no era la misma, era la típica cabeza de cucaracha, marrón oscuro, brillante y muy asquerosa; esta empleada en cuanto vió esto, grito tanto, que incluso llego a desmayarse.

Juan despertó y dijo:

-¿Qué haces, Maria? ¿Por qué gritas tanto?
-
Maria no respondió, ya que se encontraba en el suelo desmayada. Juan de un salto, se levantó de su cama, se duchó y se fue a su taller. Ser mecánico para Juan, era un hobi mas que un trabajo, ya que le sobraba el dinero. Cuando llegó observó su reflejo en el espejo de un Porche, al verse, Juan pensaba que estaba soñando, pero entonces recordó lo que la cucaracha le dijo:

- ¡Te arrepentirás de esto¡ Es lo que dijo la cucaracha.

Mientras Juan intentaba explicarse como podía haber ocurrido esto. En su casa, su sirvienta recupero el conocimiento, cogió el teléfono, llamó a una empresa contra las plagas, les contó lo que había ocurrido y les dijo la dirección del taller de Juan.

Plaguimanes 3000, se puso en marcha inmediatamente. Llegaron al lugar y allí estaba el, era asqueroso, si era Juan, estos asombrados al ver su aspecto físico, decidieron actuar de inmediato. Sacaron los sprays anti-cucarachas, empezaron a aplicarlas sobre Juan, este empezó a retorcerse y a retorcerse cuando de repente dijo:

- ¡Os arrepentiréis de esto¡

Juan murió, la historia volvió a repetirse y a repetirse, hasta que todo el mundo se convirtió en cucaracha.

FIN