domingo, 8 de mayo de 2011

Rodríguez, Alexandra. Un Secreto Muy Guardado

En una ciudad, vivía un cantante muy famoso, que le había costado llegar mucho hasta allí.

Este cantante se llamaba, Justin Bieber.

El era muy querido por sus fans.

Pero se rumoreaba que éste era gay, pero era muy posible que no fuera cierto, porque quienes hicieron correr este chisme, eran aquellas personas que lo odiaban sin motivo alguno.

Un día, en un concierto, todas las fans de Justin gritaban :

-Justin, Justin, Justin....

-Justin, te queremos

- Eres el mejor.

- Eres único.

-Siempre te tendremos en nuestros corazones.

Cuando salio ha cantar, sus fans le seguían gritando, lo mucho que lo querían y le apreciaban.

De pronto, Justin vio un koala y sin querer se despisto y en vez de haber seguido cantando grito:
-Un koala rosa volador, hay que mono, me encanta, es precioso.

Y sin darse cuenta lo había gritado ante todo su público.

De la vergüenza que tenía estaba a punto de irse corriendo, al darse cuenta una fan, ésta fue corriendo y le dijo:

Mira que es una sorpresa que sea verdad, que aunque mucha gente no los dijera, no nos lo creyéramos. Lo que me decepciona no es que seas gay, sino que no nos lo dijeras a la cara. Pero bueno de todas maneras a nosotros no nos importa que lo seas, lo que nos gusta de ti es tu música. Así que estate tranquilo.

Después de decirles gracias a su público, por no molestarse, siguió cantando como si nada hubiese pasado.