lunes, 14 de marzo de 2011

López Lázaro, Guillermo. El Pájaro amarillo

Un día un pájaro se despertó con ganas de molestar a los demás animales del bosque. Se echó a volar y comenzó a lanzar a los demás animales pipas rancias que tenía almacenadas del verano pasado cuando unos niños tiraron allí una bolsa de pipas.
-¡Tomar pipas rancias animales de cloaca!
Los animales muy enfadados comenzaron a perseguir al pájaro desde el suelo. Una ardilla le tiró una bellota en la cabeza al pájaro y logró que callese. Después de unos minutos el pájaro se levantó del suelo.-¿Dónde estoy?¿Cómo he llegado yo aquí?- dijo el pájaro.
-Estás en mi árbol- dijo la ardilla.
De repente el pájaro se dio cuenta de que le faltaban las patas.
-¡Oh no, mis patas!
-Eso es por tirarnos pipas rancias- dijo la ardilla.
Y a continuación la ardilla le dio otro golpe en la cabeza.
Al cabo de un tiempo apareció el pájaro en una pajarería.
-¡Mira mamá, quiero ese pájaro, mira que gracioso no tiene patas!- dijo un niño.
-¿Lo quieres de verdad?¿Cuánto vale?
-5 euros, lo encontramos en la entrada de la tienda.- dijo el dependiente.
La mujer compró el pájaro y se lo regaló a su hijo por su cumpleaños. Al cabo de una semana el niño se cansó de él y lo tiró a la basura. Lo que nunca se supo es como llegó el pájaro a la pajarería.
FIN