domingo, 20 de febrero de 2011

Las puertas a mundos maravillosos están más cerca de lo que parece

Escribir es, en buena medida, mostrar mundos diferentes al lugar en que vivimos. Es posible que ya existan muy cerca de nosotros y que el escritor sólo tenga que descubrirlos.